Irresponsables e inciertas las declaraciones del senador Carmelo Ríos

Por René X. Pereira – Presidente y Portavoz PR por la Familia

Este pasado sábado 22 de junio, el periódico El Vocero publicó en la página 4 de dicho rotativo la noticia de que el senador Carmelo Ríos afirmó que el tema del aborto era un issue terminado y que lo de ir por encima del veto del Gobernador para aprobar el proyecto 950 nunca iba a ocurrir. No olvidemos que la Cámara logró ir por encima del veto del Gobernador, pero en el Senado no se lograron conseguir los votos necesarios.

La información que hemos recibido es que estas declaraciones no han sido avaladas por el Presidente del Senado Tomás Rivera Schatz, ni la senadora Nayda Venegas, quien radicó el proyecto. Contrario a esto, el Presidente del Senado ha dicho reiteradamente que una vez consiga el voto que falta, irán por encima del veto.

Senador Carmelo Ríos (PNP)

Este senador utiliza la misma excusa que utilizó el Gobernador Ricardo Rosselló para retirar el proyecto de Libertad Religiosa: que estos son asuntos que no tienen concenso y dividen al país. La realidad es que la estadidad tampoco tiene el aval de casi la mitad de la población y divide al país. Igualmente sucede con otros issues que se discuten en la palestra pública . Esta es una excusa absurda y es lamentable que venga de un senador que en el pasado defendió nuestras causas.

Para un enorme sector en el país, que creemos es mayoritario, el asunto del aborto no es cualquier cosa. Se trata de la vida de seres humanos inocentes que están siendo vilmente asesinados en los mataderos que se llaman clínicas de aborto. Por esta razón ya varios estados de la nación que este senador dice querer ser parte, han establecido límites y regulaciones a este negocio de la muerte. En Puerto Rico, tras la decisión de Pueblo v. Duarte del 1980, el aborto es legal hasta los 9 meses de embarazo; aun cuando ya el feto es viable fuera del vientre materno.

Y todo esto ocurre mientras los demógrafos advierten que nuestra isla se está quedando sin niños. Según las estadísticas, desde el 2000 hasta el presente se han asesinado sobre 99,000 niños en estas clínicas de aborto. En la decisión de la Corte Suprema de Planned Parenthood v. Casey del 1992, se establecieron ciertas regulaciones y límites a la práctica del aborto, legalizada en Roe v. Wade en el 1973. El PS950 buscaba atemperar la ley a lo establecido en Casey.

Lamentablemente vemos que el senador Carmelo Ríos ha decidido que las vidas de esos seres humanos inocentes no merecen ser defendidas y para él no tienen valor alguno. Se ha convertido en cómplice del mayor genocidio de la historia. Ha escogido colocarse en el lado incorrecto de la historia. pero también debe entender que sus expresiones serán tomadas en cuenta por miles de votantes evangélicos, católicos y no religiosos, que valoran la vida humana desde la concepción.

Esperamos que el Presidente del Senado confirme si Camelo Ríos está hablando a nombre de todo el Senado, de su presidente, o en su carácter personal. Cientos de miles de votantes queremos saber dónde están parados nuestros senadores. Ya la Cámara hizo lo que tenía que hacer; el Senado se está quedando atrás.

Fuente: https://www.elvocero.com/gobierno/ni-ahora-ni-despu-s-el-tema-del-aborto/article_a57a850a-948a-11e9-992e-375ddfd7412e.html

Rotundo éxito Marcha Luchemos por las 2 Vidas

Bajo un sol candente, este pasado viernes 28 de septiembre miles de personas se congregaron el el lado Sur del Capitolio de Puerto Rico para llevar a cabo la marcha Luchemos por las 2 Vidas. Desde ahí, los manifestantes partieron en durección a la Fortaleza, que es la residencia del gobernador Ricardo Rosselló Nevares. El propósito de la misma fue defender el proyecto del Senado 950 que busca regular la práctica del aborto en Pueto Rico y atemperar el estado de derecho existente a lo establecido en el 1992 por la Corte Suprema de los EU, en el caso Planned Parenthood vs. Casey.

Este fue un día regular de trabajo; no obstante, a pesar de ello, miles hicieron espacio en sus agendas para asistir a esta importante manifestación. Sin embargo el Gobernador de Puerto Rico no recibió a los manifestantes, aun cuando en horas de la tarde estuvo recibiendo a otros grupos en la Fortaleza. Allí estuvieron presentes figuras importantes como la senadora Nayda Venegas, quien es la autora de este proyecto, el alcalde del pueblo de Moca, el obispo de la diócesis de Arecibo, y líderes de grupos y organizaciones cristanas como la Fraternidad de Concilios Pentecostales (FRAPE), Puerto Rico por la Familia, Mujeres por Puerto Rico, Pro vida, Caballeros de Colón, entre otros. Esta marcha fue convocada por el colectivo Mujeres 950.

Una vez este proyecto sea aprobado en el Senado, pasará a la Cámara de Representantes y posteriormente a la firma del Gobernador, quien ha adelantado que no firmará ningún proyecto que a su juicio atente contra los “derechos de las mujeres”. Sin embargo, con suficientes votos el proyecto de ley pudiera aprobarse aun sin la firma del Gobernador. Desde que comenzó su mandato en enero del 2017, el gobernador Ricardo Rosselló, quien firmó un acuerdo escrito con el sector religioso del país, ha incumplido con la gran mayoría de los compromisos que hizo con este sector y se ha caracterizado por ser un defensor férreo de la agenda LGBT y el feminismo de género.

¿Que se esconde tras el descargue?

Juan Gaud

Por: Lic. Juan M. Gaud Pacheco
Abogado

Recientemente el nombramiento de la Hon. Maite Oronoz, fue confirmado por el Senado de Puerto Rico, sin el consejo pero  con el consentimiento del Senado de Puerto Rico. Digo sin el consejo por que tristemente el nombramiento bajo por descargue sin vistas públicas y sin dar oportunidad  que la comunidad jurídica se expresara sobre el mismo, conforme al sistema democrático que establece nuestro sistema republicano de Gobierno. Para justificar el descargue del nombramiento el Presidente del Senado, Hon. Eduardo Bathia alegó una supuesta conspiración entre unos abogados y un sector de un grupo de jueces asociados del Tribunal Supremo de Puerto Rico.  Lo llamó un supuesto golpe de estado.

Valientemente y sabiendo que se expondría al repudio de un sector de la prensa el Hon. Juez Asociado del Tribunal Supremo de Puerto Rico, Erick Kolthoff, (como efectivamente sucedió en algunos periódicos de circulación general), le envió una carta confrontándolo con sus declaraciones. Entiendo que procedía la reacción, fue correcta, adecuada y apropiada.  El Presidente del Senado, luego de haber despotricado en el Hemiciclo del Senado, donde podría alegar que le protege la inmunidad legislativa y en los medios de comunicación emitió comunicado donde señalaba  que no entraría en un debate con el Hon. Juez del Supremo.

Creo que aquí el verdadero asunto no son las expresiones del Presidente del Senado y del Gobernador de Puerto Rico que estaban en una línea similar. Ambos deben recordar que le aplican los Cánones de Ética de la Profesión Legal. El verdadero asunto para mí, luego de muchos años de estar envuelto en estas lides, lo que se trataba de evitar que surgiera en dichas vistas públicas. Me explico. Los comentarios fueron una cortina de humo.

¿Que no querían  se supiera sobre la designada a presidir el Tribunal Supremo? ¿Que contestaciones evitaron tuviera que dar la nominada? Ese descargue no fue el resultado de un supuesto complot en el Tribunal Supremo. Eso lo desmintió el Honorable Juez Asociado en su misiva.  El descargue fue una estrategia para evitar  salieran a la luz pública asuntos relacionados con la nominada que podía poner en graves aprietos su  nombramiento. El menor costo político.

No se discutió  si influyó  o no en su nombramiento su relación con un miembro del personal de la Oficina del Presidente del Senado. Es necesario saber si existió alguna colusión entre el Presidente del Senado y el Gobernador de Puerto Rico para su nombramiento.  No se nos explicó por que al momento solo tiene aproximadamente solo cuatro opiniones escritas. No sabemos que piensa  sobre el uso de la marihuana. Si cree en su legalización y si cree en ella si es por cuestiones científicas o por creer que ser usuaria de la misma no es problema. Tampoco sabemos que piensa sobre la sexualización de los niños en las escuelas públicas. No se expresó si cree en el derecho de los padres de educar a sus hijos. Ahora tampoco sabremos si sus creencias y opiniones son parte de su estilo de vida o son formas de pensar pero que no practica. El tiempo nos dirá que se escondió al no celebrar las vistas públicas.