Activista gay Pedro Julio Serrano amenaza a PR por la Familia

Activista de la comunidad LGBT, Pedro Julio Serrano, lanza ultimatum y amenaza contra PR por la Familia y todo cristiano que se atreva a levantarse en contra de la agenda LGBT y que públicamente se exprese en contra de él y los activistas gays. Amenaza con acudir a la Policía de PR para que seamos arrestados y silenciados.

amenaza-pj

El pastor René X. Pereira acto seguido le salió al paso. Estas fueron sus palabras:

IMG-20150920-WA0004“Yo le contesto al Sr. Pedro Julio que este servidor y otros líderes cristianos NO le tenemos miedo a sus amenazas. Al contrario, las mismas nos mueven aun más a hablar sin miedo y defender nuestra libertad de expresión y lo que Dios dice en su Palabra sobre el matrimonio y la sexualidad humana.

Le digo que eche pa’lante y meta mano. No le temo a la cárcel, ni a la Policía ni a enfrentar persecución y represión por lo que son mis convicciones y las de la mayoría de la gente de mi país. Al contrario, me está concediendo el privilegio y el honor de sufrir y padecer por la verdad de Dios junto a otros hermanos en muchos otros lugares cuyas vidas están en riesgo por predicar el evangelio, y no se callan.

Pedro Julio; si piensas que con eso vas a lograr que la iglesia deje predicar y llamar las cosas por su nombre porque te molesta que tu pecado y tu estilo de vida inmoral sea rechazado por la Biblia y los que la predicamos, te has equivocado. Aun si fuese verdad que puedes utilizar el aparato estatal y policíaco para perseguir cristianos en PR, no pienses ni por un momento que vas a lograr lo que pretendes. Estás dando coces contra el aguijón. Con la gente de Dios nadie se mete.

Solo le pido a Dios que tenga misericordia de ti y transforme tu corazón antes que sea demasiado tarde porque algún día tendrás que enfrentarte a ese Dios que juzgará a los vivos y a los muertos. Oro por ti para que algún día conozcas a Cristo y seas libertado.”

Pastor Rene X. Pereira

Sobre el abuso sexual por el sacerdote…

César VázquezPor: Dr. César A. Vázquez Muñiz

En días recientes recibimos la triste noticia de un sacerdote acusado por un individuo ciego al que alegadamente trató de abusar sexualmente en la misma iglesia. Inmediatamente salen a relucir los usuales ataques de algunos activistas de la comunidad LGBT contra todos los sacerdotes y ministros evangélicos, cada vez que sale a la luz pública un caso como este.

¿Por qué será que cuando ganó Orlando Cruz en boxeo lo que se enfatizó era su homosexualidad? ¿Qué tiene que ver el homosexualismo con las destrezas necesarias para boxear? Ahora en este caso de abuso sexual por parte de un sacerdote, lo que se enfatiza es que es sacerdote. Sin embargo cuando un hombre abusa sexualmente de otro hombre es homosexual. Es su preferencia sexual la que actúa. El sacerdocio lo único que le brinda es una posición de autoridad para llevar a cabo este acto. Lo mismo pasa con maestros, entrenadores, médicos y otros que desde su posición de autoridad expresan equivocadamente su sexualidad abusando de aquellos sobre los cuales tienen poder o autoridad, sean homosexuales o heterosexuales.

Mis respetos para todos los sacerdotes, pastores o líderes espirituales que a pesar de sus deseos, sean homosexuales o heterosexuales, dan mayor valor a su compromiso con Dios y a su respecto por aquellos a quienes sirven. Unas recomendaciones. Lo primero es que lo único que nos da fuerzas para vencer la tentación es nuestra relación con Dios. “Si por el espíritu hacéis morir las obras de la carne viviréis.” Lo segundo, durante la confesión no permita que le den detalles sobre los pecados de índole sexual. Esto lo que hace es alimentar la tentación.

Por último, no podemos descartar como si no tuviese valor al que alegadamente ha cometido estos hechos. Más allá de la justicia humana con la que debemos cumplir, está el ánimo de restauración del pecador que fue lo que llego a Jesús a la Cruz. Demás está decir que la víctima debe ser objeto intenso de nuestro cuidado y protección.

¿Sabías que…?

IMG-20150920-WA0004

Por: Pastor René X. Pereira
PR por la Familia

Las organizaciones que defienden los reclamos de los grupos homosexuales, transexuales y lésbicos son instituciones sin fines de lucro exentas de pagar impuestos al igual que las iglesias. Grupos como CABE, MATRIA, Orgullo Arcoiris, Humanistas Seculares de PR y las iglesias pro gay también gozan de la misma exención contributiva que las iglesias cristianas.

Algunos dicen que por las iglesias no pagar contribuciones, no tienen derecho a expresar sus opiniones ni a defender sus causas. Pero no le aplican la misma regla a las organizaciones mencionadas; pura hipocresía de los que se llenan la boca hablando de “igualdad”. Quiere decir que bajo la misma premisa, esos grupos no deberían tener espacio tampoco en la palestra pública. Escuchamos a algunos de estos que están bajo organizaciones sin fines de lucro, tratando de silenciar la voz del pueblo cristiano y a la misma vez enarbolan la bandera de la “tolerancia”; pero es una tolerancia hacia ellos, mientras predican intolerancia hacia los que no pensan como ellos.

Si se va a aplicar dicha regla, hay que aplicársela a todo el mundo. Pero la realidad es que el mismo derecho que tienen tales organizaciones lo tiene la iglesia de la denominación que sea, o los individuos que están bajo dichas organizaciones. En un país libre y democrático hay libertad de expresión independientemente pagues impuestos o no, pues tendríamos también que silenciar a las personas que no trabajan, ni rinden planilla o reciben ayudas del gobierno.

Afortunadamente vivimos en una sociedad democrática y pluralista donde, aunque no le guste a algunos, TODOS tenemos derecho de expresión, y el derecho de votar por quien entendamos sea el mejor candidato que represente nuestros valores y combatir lo que creamos es lo justo y verdadero. El día en que esto se acabe, tendríamos un gobierno totalitario.

Pastores destruyen licencias para celebrar bodas civiles

ptotesta registroComo un acto de protesta y rechazo a la nueva política pública del estado que permite el matrimonio civil entre parejas del mismo sexo, y ante los cambios en el formulario para celebrar matrimonios donde desaparece la figura “del contrayente” y “la contrayente”, un grupo de ministros de distintas denominaciones se dieron cita en el día de hoy martes 25 de agosto de 2015 a las 9:00 AM, frente a las oficinas centrales del Registro Demográfico en Río Piedras y allí en un acto público destruyeron sus licencias para celebrar bodas civiles. La razón para esta acción es que este grupo de pastores entiende que firmar dichos formularios es una acción que iría en contra de sus principios y creencias en cuanto al matrimonio. Además de esto, al actuar como intermediarios entre los contrayentes y el estado, estarían avalando la nueva política pública estatal que valida las uniones del mismo sexo.

El pastor bautista René X. Pereira Morales, portavoz del grupo de pastores indicó que: “Este es un acto que responde a nuestra conciencia y principios de fe. Los pastores, capellanes y sacerdotes que tenemos licencias para casar civilmente actuamos en representación del estado y lamentablemente la figura del matrimonio civil ya no va conforme a nuestros principios de fe. Por consiguiente, solo celebraremos bodas religiosas y que sean los jueces del estado los que celebren bodas civiles.” El pastor René Pereira expresó además que “el matrimonio civil es del César y el matrimonio cristiano es el de Dios, por tanto, al César lo que es del César y a Dios lo que es de Dios.” Indicó además que en la mayoría de los países del mundo el matrimonio civil y el religioso son entes completamente separados y las parejas se casan por lo civil y en una ceremonia aparte se casan por la iglesia.

El pastor bautista animó a otros líderes religiosos a que asuman posturas firmes en este momento crítico donde una decisión judicial ha echado por tierra lo que ha sido la base y fundamento de nuestra sociedad: el matrimonio y la familia. Advirtió también que no hay ninguna garantía para los religiosos que celebran bodas civiles de que más adelante se respetará su decisión de no celebrar matrimonios del mismo sexo ya que el celebrante que posee una licencia para casar parejas representa al estado y se rige por las reglas del estado cuando realiza una boda civil. “No vamos a esperar que esto ocurra”, indicó, “hay que tirar la raya desde ahora y eso es lo que estamos haciendo aquí en esta mañana frente al pueblo de Puerto Rico”.