El primer blanco de la perspectiva de género es la familia natural

SEGUNDA PARTE

Sigue la campaña mediática y unilateral en favor de que regrese la Perspectiva de Género a la educación pública y al salón de clases. Vean el titular de sus acólitos del Nuevo Día de hoy martes 27 de noviembre de 2018: “Clave la perspectiva de género”. Luego dice en un subtitular: “Expertas coinciden en que el alza en femicidios exige la declaración de una emergencia”.

Por: Milton Picón

Es curioso el que las “expertas”, en un tema que tiene dos caras y dos puntos de vista, son el mismo grupúsculo de siempre. Preguntamos: ¿Y que hay de los expertos que están al otro lado de la noticia? La respuesta es sencilla, son invisibilizados a propósito para que los lectores de ENDI, no puedan leer la otra cara de la noticia. ENDI se equivoca malamente si piensa que puede invisivilizar grupos, opiniones o posiciones en la era digital.

¿Por qué tanta insistencia de los grupúsculos en empujar la perspectiva de género?

Porque ese es su caballito ideológico de pelea, ese es el vehículo que las posiciona dentro del aparato gubernamental para vivir pegadas como sanguijuelas al presupuesto de los gobiernos de turno. Eso las hace parte del gobierno invisible y permanente que le permite tener buenos salarios, contratos de consultoría y sobre todo, colocar a las amigas del alma en el guiso. De eso se trata este asunto, no es de los derechos de las féminas, no es sobre la violencia machista que arrebata vidas de mujeres.

¿Qué es realmente la perspectiva de género de la cual tanto hablan y que no muchos conocen a cabalidad?

Queremos a través de citas de sus proponentes, que usted pueda evaluar y tomar en cuenta lo que realmente estas feministas de género quieren lograr, aparte de lo que hemos mencionado ya.

Allison Jagger, una de estas ideólogas, en su libro “Political Philosophies of Women´s Liberation” dice: “El final de la familia biológica eliminará también la necesidad de la represión sexual. La homosexualidad masculina, el lesbianismo y las relaciones sexuales extramaritales ya no se verán en la forma liberal como opciones alternas, fuera del alcance de la regulación estatal, en vez de esto, hasta las categorías de homosexualidad y heterosexualidad serán abandonadas: la misma institución de las relaciones sexuales, en que hombre y mujer desempeñan un rol definido, desaparecerá. La humanidad podría revertir a su sexualidad poliformemente perversa natural”. Más adelante en la misma publicación añade: “La destrucción de la familia biológica que Freud jamás visualizó, permitirá la emergencia de hombres y mujeres nuevos, diferentes de cuantos han existido anteriormente”. En otras palabras, la perspectiva de género es la enseñanza a nuestros niños del “free for all”. Esta autora deja claro que la igualdad feminista que proponen los grupúsculos radicales, no tienen nada que ver con igualdad bajo la ley, ni la satisfacción de necesidades básicas, no, de lo que trata la perspectiva de género es de la destrucción de la familia natural.

Veamos otra de las expertas, que han sido maestras de las del patio, Christine Riddiough, que en su libro “Socialism, Feminism and Gay/Lesbian Domination”, dice: “La familia nos da las primeras lecciones de ideología de clase dominante y también imparte legitimidad a otras instituciones de la sociedad civil. Nuestras familias son las que nos enseñan primero la religión, a ser buenos ciudadanos, tan completa es la hegemonía de la clase dominante en la familia, que se nos enseña que está encarna el orden natural de las cosas. Se basa en particular en una relación entre hombre y la mujer que reprime la sexualidad, especialmente la sexualidad de la mujer”. Si leemos con detenimiento esta cita podemos ver claramente que la lucha de las Perspectiva de Género es contra la familia natural. Como ideología política, promueve la lucha de clases, pero en esta ocasión no desde la óptica económica ( ricos contra pobres ) como se predicaba en la UPI en los setentas, ahora la lucha de clases será entre el hombre y la mujer. Hay que ser bien ignorante o bien idiota o bien perverso para pensar que podemos detener la violencia contra la mujer y la violencia entre los sexos, cuando estamos promocionando una lucha entre ambos.

Estos grupos quieren el control del salón de clases, utilizando un currículo que correrá a través de todas las asignaturas para vender ideas que son contrarias a la familia, a la libertad y el propio orden social. Estas feministas de género quieren utilizar los currículos para enseñarle a las niñas de este país que cuando una mujer decide cuidar a sus hijos en el hogar mientras su esposo trabaja fuera, las responsabilidades son diferentes y por lo tanto no igualitarias. Ven eso como una de las desigualdades que hay que acabar desde el salón de clases. Dicen que cuando una mujer pone su interés primario en el hogar no va a tener ni el tiempo ni la energía para dedicarse a la vida pública. ¿Cómo explican las feministas de género este asunto de que las mujeres decidan dedicar tiempo a sus hijos en sus primeros años formativos? Christina Hoff Sommers, en “Who Stole Feminism” escribe, citando a Simone de Beauvoir: ”Pensamos que ninguna mujer debería de tener esa opción. No debería de autorizarse a ninguna mujer a quedarse en casa para cuidar a sus hijos. La sociedad debe ser totalmente diferente. Las mujeres no deben de tener esa opción, porque si esa opción existe, demasiadas de mujeres decidirán por ella”. O sea, las feministas radicales de género quieren convertirse en personas que a través de la fuerza de la ley o de la educación en un salón de clases, sean las que le dicten pautas al resto de las mujeres de lo que que pueden hacer o no en términos familiares.

Por lo que vemos en el párrafo anterior, las feministas de género no defienden el derecho de todas las mujeres, sino los de aquellas que piensan como ellas. Por eso no defienden a todas las mujeres que sufren violaciones de derechos. En esta semana se denunció que hicieron silencio bajo otras administraciones cuando se daban los mismos hechos por los que protestan ahora. ¿Por qué? Porque mientras los gobernantes les dan posiciones de poder y presupuestos para correr sus organizaciones, miraban hacia el lado cuando se le acercaban mujeres desesperadas para que le hicieran justicia porque habían sido abusadas y hostigadas por varones en posiciones de poder. Lo hicieron con Bill Clinton, lo han hecho y lo siguen con congresistas de los llamados “womanizers” ( mujeriegos, macharranes ). A esos no los denuncian, a veces hasta los apoyan, a esas mujeres no les creen, a las que denunciaron al Juez Kavanaugh, si. Tamaña hipocresía.

La Perspectiva de Género también va de la mano con la práctica irrestricta del aborto, y eso quieren atragantárselo por boca, ojos y narices a nuestros niños en el salón de clases. Por eso hablan en sus propuestas, de “salud reproductiva”, otro de los modernos eufemismos para no mencionar la palabra aborto.

Como verán la Perspectiva de Género busca cambiar el orden natural, eliminando el concepto naturaleza. Ya no sería natural el que un ser humano con cuerpo de varón, sea varón. Tampoco sería antinatural que el varón pretenda comportarse como mujer y viceversa. La Perspectiva de Género busca poner en igualdad de condiciones la verdad y la mentira, lo natural de lo que no lo es.

Las feministas de género insisten en esto porque saben que de lograrlo podrían cambiar y alterar significativamente la escala de valores de toda una sociedad. Hacer realidad la revolución utopíca de un marxismo leninismo fracasado, vez tras vez.

Estamos ante ideologías que no tienen base científica. Son solo propuestas, hipótesis que quieren ensayar en nuestra niñez, como si los niños fueran parte y propiedad del estado. Estas feministas de género saben muy bien que sus estúpidas ideas no son fáciles de aceptar por personas que están correctamente formadas y que tienen una idea clara de lo que es la persona humana. Por eso quieren volcar sus estrategias y manipulaciones sobre las nuevas generaciones, particularmente sobre los más susceptibles, nuestros niños.

La perspectiva e ideología de género, es un planteamiento totalmente reduccionista. El nazismo quiso reducir la historia y la explicación de la sociedad a un enfrentamiento entre razas, olvidándose del resto de los parámetros. El marxismo quiso reducir la historia y la clave de la explicación de la sociedad a una lucha de clases entre ricos y pobres. La ideología de género quiere igualmente limitar la explicación del hombre-mujer en la historia, como otro enfrentamiento, esta vez entre los sexos. Las dos primeras ideas dejaron miles y miles de hombres, mujeres y niños muertos. La ideología de género producirá lo mismo, comenzando con la muerte espiritual, con el asesinato de la inocencia. Pero como todo simplismo, tiene una gran eficacia, cuando se le presenta a una audiencia cautiva de niños en un salón de clases, en una forma repetitiva y a través de todas las asignaturas.

Mañana, en la tercera parte de esta serie veremos un segundo blanco de la Perspectiva de Género: las libertades religiosas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s