Un estudio por encargo: parte 1

angie gonzalezPor: Dra. Angie González

Esta semana ha sonado un ataque vicioso contra los Hogares CREA y los programas de rehabilitación de base de fe por causa de los resultados de un pseudoestudio titulado “Humillación y abusos en los centros de “tratamiento” para uso de drogas en Puerto Rico”. Esta es la primera parte de una serie de escritos en los que pretendo analizar el valor científico del supuesto estudio de una manera objetiva y justa.

El estudio lo realiza la organización Intercambios Puerto Rico con el apoyo de Open Society Foundations – International Harm Reduction Development Program. Los autores-investigadores del estudio fueron Débora Upegui-Hernández, PhD y Rafael A. Torruella, PhD.

En el estudio cualitativo se realizaron 10 entrevistas a profundidad con ex usuarios y usuarios activos de drogas que, a su vez, son clientes del programa de intercambio de jeringuillas de Intercambios Puerto Rico. Los criterios de selección fueron que los participantes hubieran estado en programas residenciales de rehabilitación en más de una ocasión y que allí hubieran tenido experiencias negativas.

La muestra presenta varios problemas evidentes:

  1.  El tamaño tan pequeño de la muestra no permite que la consideremos como representativa de la población.
  2. Los participantes no fueron escogidos al azar sino que se seleccionaron arbitrariamente participantes que referían haber tenido experiencias negativas en programas de rehabilitación, por lo cual, se anticipaba que estos iban a hablar negativamente de los programas.
  3. Los participantes del estudio eran, a su vez, clientes de la agencia que realizó el estudio lo que plantea un claro conflicto de intereses y posible influencia de los investigadores sobre estas personas que eran clientes y sujetos de investigación al mismo tiempo

Estas deficiencias en la calidad de la muestra por sí mismos resultan suficientes para descartar la validez de cualquier estudio de investigación. Sin embargo, los medios noticiosos propagaron con insistencia un ataque feroz contra los programas residenciales de rehabilitación para adictos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s